Equipos rugerizados: ¿qué necesitas saber?

Equipos rugerizados para uso profesional (Tablets y PDAs)

Equipos rugerizados: ¿qué necesitas saber?

Equipos rugerizados, robustos, resistentes… En más de una ocasión habrás escuchado estos términos en la búsqueda de un equipo informático móvil para el trabajo de campo, logística o industria, pero ¿sabes que significan estos términos? 

Si quieres saberlo, sigue leyendo este post en el que aclaramos todas tus dudas en torno a esta característica de los equipos y te contamos las ventajas que supone para el trabajo diario.

Si estás buscado un equipo informático móvil para el trabajo de campo, y tu sector es el forestal, agrario, industrial, o cualquier otro que lleve aparejado un entorno complicado u hostil, seguro que has escuchado hablar de dispositivos rugerizados, resistentes o robustos.

Una característica que en ocasiones puede suscitar dudas. Esta cualidad que ostentan determinadas tablets, PDA u otros equipos para la recolección de datos, viene del término inglés «rugged»pero ¿qué significa que un equipo sea rugerizado? Te lo explicamos a continuación.

¿Qué son los equipos rugerizados?

La robustez o rugerización, es la capacidad de estos dispositivos de seguir funcionando en condiciones de trabajo extremas. Y no de manera puntual, sino a lo largo de toda su vida útil, que para un equipo de uso profesional debería estar como mínimo entre 3 y 5 años.

Ahora bien, dependiendo del trabajo y del lugar en que se desarrolle, lo que sería una resistencia suficiente para un usuario, puede no serlo para otro.

En un entorno de logística o industrial, los dispositivos utilizados, como pueden ser las PDA, estarán expuestos regularmente al polvo y sufrirán caídas, vibraciones y golpes.

En los entornos al aire libre de trabajo forestal, agrario, minería, geodesia o topografía, además de estos factores habrá que considerar la posibilidad de temperaturas extremas, el trabajo en condiciones de lluvia, nieve, insolación directa y otras inclemencias meteorológicas.

PDA Android rugerizada profesional Nautiz X9 (Handheld)
PDA Android rugerizada profesional Nautiz X9 (Handheld)

Equipos rugerizados: la herramienta perfecta para entornos de trabajo complicados

¿Cómo saber si necesitas un dispositivo especialmente robusto?

Si tu entorno de trabajo es especialmente duro y necesitas dispositivos electrónicos para gestionar datos, que funcionen durante todo el día, que vayan contigo a todos sitios y soporten cualquier tipo de inclemencia climática, necesitas un equipo rugerizado. Gracias a su resistencia, disminuirás los costes que suponen renovar los dispositivos.

Existe una gran variedad de equipos rugerizados, a la hora de elegir es necesario comprobar el nivel de resistencia, y, a partir de ahí, revisar el resto de características. Ante la duda, es recomendable elegir equipos rugerizados, con la mayor protección y garantía de durabilidad.

Especificaciones a tener en cuenta: código IP y MIL-STD 810G 

Para elegir la herramienta con el nivel de robustez adecuado, hay que conocer las especificaciones ambientales más comunes, como el rango de temperatura; el código IP, y otros estándares como el MIL-STD 810G.

La especificación de temperatura define el rango de temperatura operativa del dispositivo. Trabajar fuera del rango de esta especificación puede suponer un fallo o mal funcionamiento en estos equipos.

Los métodos de prueba MIL-STD

MIL-STD-810G es un estándar establecido por el Comando de Prueba y Evaluación del Ejército de los Estados Unidos. Consiste en una serie de pruebas ambientales para comprobar si un equipo es apto para soportar las condiciones de campo. Este estándar se creó para probar y certificar equipos para uso militar, si bien, actualmente también se utiliza para otros sectores del ámbito civil, con entornos de trabajo complicados.

Tablet Windows rugerizada Algiz 10X (Handheld)
Tablet Windows rugerizada Algiz 10X (Handheld)
Smartphone rugerizado Nautiz X2 (Handheld)
Smartphone rugerizado con lector de código de barras (Nautiz X2)

El estándar MIL-STD-810G está compuesto por 24 métodos de prueba en laboratorio que cubren una amplia gama de entornos.

Estos van desde la capacidad de funcionar a elevada altura —método 500.5— hasta la capacidad de aguantar choques provocados mecánicamente.

En último término, cuantos más métodos se prueben y sean superados por el dispositivo, más resistente será.

En nuestro catálogo contamos con varios modelos de tablets que han superado entre 8 y 10 métodos MIL-STD-810G. Una de ellas es la Algiz 10X de Handheld.

La clasificación IP para los equipos rugerizados

Finalmente, la clasificación IPIngress Protection— determina el nivel de protección ambiental de los dispositivos electrónicos frente a sólidos y líquidos. Esto es, qué cantidad de sólidos y líquidos pueden introducirse en el dispositivo y dañarlo. Este estándar está regulado por la norma internacional IEC 60529.

Para elegir un dispositivo que cuente con la clasificación IP que necesitamos hay que saber interpretarla. Este estándar cuenta con un número de dos dígitos. El primero de ellos, hace referencia al nivel de protección frente al polvo, y el segundo, frente a los líquidos en general y al agua en particular.

Primer dígito Segundo dígito
0: sin protección 0: sin protección
1: protección contra sólidos hasta 50 mm 1: protegido contra goteo de agua
2: protección contra sólidos hasta 12 mm 2: protegido contra goteo de agua (inclinado)
3: protección contra sólidos hasta 2.5 mm 3: protegido contra salpicaduras de agua
4: protección contra sólidos hasta 1 mm 4: protegido contra salpicaduras de agua
5: protección contra polvo; ingreso limitado 5: protegido contra chorros de agua
6: totalmente protegido contra el polvo 6: protegido contra boquillas bajo presión
7: protegido contra inmersión (1 m durante 30 min)
8: protegido contra inmersión (en profundidad, bajo presión)
Tablet Android rugerizada profesional Algiz RT8 (Handheld)
Tablet Android rugerizada profesional Algiz RT8 (Handheld)

Los dispositivos calificados como equipos semi-rugerizados deberían contar como mínimo con un nivel 5 de protección contra el polvo, y un nivel 4 de protección frente al agua (IP 54). Un verdadero equipo rugerizado, apto para trabajar en un ambiente muy polvoriento o sucio o donde exista la posibilidad de que el dispositivo se moje, debería contar al menos con protección IP65.

Por ejemplo un equipo con IP 67, estaría totalmente protegido frente al polvo y podría incluso soportar una corta inmersión hasta un metro de profundidad. Sin embargo, una protección IP54 protegería de manera limitada frente al polvo y sería un riesgo sumergir el dispositivo en el agua.

En resumen

A la hora de comprar un dispositivo para el trabajo de campo o en entornos complicados, hay que tener en cuenta las condiciones a las que estará expuesto el aparato para poder hacer una elección adecuada. Si el entorno de trabajo al que estará destinado se caracteriza por unas condiciones duras, sin duda necesitaremos un dispositivo rugerizado de gama profesional, para obtener el mejor rendimiento durante toda su vida útil y un menor coste a medio y largo plazo.

Para elegirlo, debemos conocer cuáles son las especificaciones relativas a la robustez y cuál es su significado (código IP y MIL-STD 810G), ya que nos proporciona una información muy valiosa acerca de cómo funcionarán los equipos rugerizados en el lugar de trabajo a lo largo de su vida útil.

Si te interesan los equipos rugerizados, continua atento a nuestro blog. En próximos artículos hablaremos sobre otras características importantes a la hora de elegir uno de estos dispositivos móviles, como la elección del sistema operativo, el tamaño y factor de forma, el brillo de la pantalla, o la potencia del procesador.

En el catálogo de INNOFOR podrás encontrar una gran variedad de equipos rugerizados, con diferentes especificaciones técnicas en función del entorno de trabajo requerido. Si estás interesado en hacerte con uno, o necesitas más información ¡consúltanos sin compromiso!